TENEIS QUE PERDONAR.

Estoy dispuesto a ayudaros.”

Martes 19 de octubre de 2010

Queridos amigos:

FIRMEZA EN LA FE

          “Sólo os ruego que viváis de una manera digna del Evangelio de Cristo, para que, sea que yo vaya y os vea, sea que permanezca lejos, sepa en todo caso de vosotros que os mantenéis firmes en un mismo espíritu, luchando unánimes por la fe del Evangelio, y no dejándoos amedrentar en nada por los adversarios, lo cual es para ellos señal de perdición, mas para vosotros de salud, y esto por disposición de Dios;  ya que a vosotros se os concedió graciosamente por Cristo no solamente que creyeseis en Él, sino también que por Él padecieseis, soportando el mismo combate que visteis en mí y ahora oís de mí.” (Carta de San Pablo a los Filipenses 1, 27-30)        

          Ayer tuvimos un día lindo pero ventoso.  Hoy hay menos viento, el cielo está limpio y habrá mucho sol.

          Estoy de regreso luego de mi gran visita a ese maravilloso país que es la Argentina.  Primero quiero agradecer a todas las personas que fueron muy generosas y que me ayudaron durante mi estadía allí.  Estuve en Buenos Aires casi la mitad del tiempo y me quedé en la preciosa casa del Padre Eduardo.  Celebré muchas Misas de Sanación en muchas iglesias.  Di un retiro en el Monasterio que está en las afueras de Buenos Aires y luego fui a Córdoba, que queda a unas cuatro o cinco horas de la gran ciudad.  Al regresar a Buenos Aires, celebré la Santa Misa en el ‘Cenaccolo’, una maravillosa comunidad donde los adictos se pueden liberar de sus adicciones.  Después fui a Luján, donde está el santuario nacional en honor a Nuestra Madre Santísima.  Es una Basílica preciosa.  La noche antes de irme tuve otra Misa de Sanación en una iglesia de la Capital.  Realmente disfruté mi estadía en este maravilloso país.  El tiempo estuvo bueno: sólo llovió un día entero durante mi estadía.

          A continuación encontraréis el mensaje de Nuestro Señor y Redentor entregado a Joseph Melvin.  Jesús le habló con estas palabras:

          “Melvin, te bendigo a ti y a todos Mis amados amigos.  Te protegí durante tu estadía en la Argentina y todo anduvo bien.  Te pido que continúes el trabajo que te encomendé.

          Mis amados hermanos, os exhorto a vivir de acuerdo con el Evangelio que os entregué.  Quiero que todos vaciéis vuestro corazón de cualquier animosidad que podáis tener contra alguien.  No llevéis esta oscuridad en vuestro corazón.  Si existe algún tipo de odio alojado en vuestro corazón, os provocará muchos problemas y os puede matar.  Dadme todo esto, os lo quitaré y en su lugar os llenaré con Mi paz.  Tenéis que perdonar a todos los que os han lastimado de alguna manera.  Si sufrís, que vuestro sufrimiento esté unido al Mío y ofrecedlo todo al Padre por la salvación del mundo.  Rezad para que vuestra fe pueda crecer, para que no haya dudas en vuestra mente acerca de Mí.  Creed en Mí con todo vuestro corazón y seréis bendecidos.  Hoy necesitáis una fe firme para vivir la vida cristiana.  Con fe podéis rechazar las atracciones del mundo y del maligno y seguirme.  Soy vuestro único Salvador y estoy dispuesto a ayudaros si cooperáis conmigo.  Os amo a todos.”

          Padre Melvin

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s