RENUNCIAR AL MUNDO…ES:

Mensajes dictados a Catalina Rivas estigmatizada boliviana
RENUNCIAR AL MUNDO
CM-31 1-Abr-97 Jesús

Hija Mía, escribe para el hombre. No se puede tener alianza con el
mundo si se quiere mantener la amistad divina, porque una excluye a
otra y ambas van opuestas permanentemente.
Cuando en la Confirmación ustedes renuncian al mundo para
hacerse Mis soldados, éste es el sentido que deberían conseguir. Pero si
bien es cierto que al recibir este Sacramento la mayoría de ustedes no
entra en tales consideraciones, Yo vigilando amorosamente de sus
propósitos, quiero ahora desmenuzarles y enseñarles esto.

Estas pocas palabras: “renunciar al mundo”, cuánta sabiduría
encierran y cuan saludable es la aplicación diaria de este propósito.
El renunciar al mundo es la antítesis del saber, de la supuesta
inteligencia terrena, la cual quiere a toda costa la conquista del mundo,
de sus honores, riquezas; de su ilimitado y desenfrenado amor a sí
mismos.

Renunciar al mundo es renunciar a sí, puesto que al amor propio se
debe atribuir la sed del mundo. Están también los transformistas, es
decir, los que transforman las cosas del mundo pero sólo para hacerse
dueños suyos, en la ilusión de hacerlo con el consentimiento y bajo la
protección de Mi doctrina. A estos hipócritas, prefiero a quienes
abiertamente repudian Mis leyes pero que lo reconocen sin fingimiento.
Muchos son sinceros al prometerme, por medio de Mis Obispos, el
desapego del mundo, es decir aquella costosa renuncia que hace ser
pobres peregrinos que viajan a la eternidad.

Quiero decirles que Yo los He ayudado mucho para hacerlos
mantener la promesa y ustedes no se han percatado. Yo tejo la red de su
vida espiritual en todo momento, ya que no tiene descanso Mi obra
dictada de sólo amor por ustedes. Pero ustedes han atribuido Mis
acciones de Gracia a aquel mismo mundo al que querían renunciar, para
ser perfectos discípulos Míos, de modo que en la inmensa mayoría de los
casos, han convertido en humo Mi intento de beneficiarlos.
Muchas veces han pasado la vida en pecados —por lo tanto, en
pleno acuerdo con el mundo— o bien en excusas inútiles, en caprichos, o
construyendo también un aparente bienestar material o inclusive
oponiéndose deliberadamente a Mi ciencia divina, la cual, si bien
conocida, ha sido muchas veces contrariada por ustedes porque quería
quitarles, o les ha quitado, pequeños bocados tan suspirados por su amor
propio. ¿Y qué de la promesa y de las armas espirituales cuyo uso les He
dado? ¿Dónde las han echado cuando se han portado así?
Por eso algunos suspiran ardientemente por desatarse de las cadenas
terrenas que les impiden la unión Conmigo. Es bueno ejercitarse en el
jardín en el cual los He plantado. No es cosa de románticas o divertidas
luchas que Yo les propongo hacer, sino de examinar todo y de todo sacar
motivo para saltar al Paraíso, donde no urge ninguna preocupación.
Recuerden, hijos Míos, que urge más al capitán llevar a la victoria a
sus soldados, que a éstos llegar a la meta del Capitán. Pero tengan segura
confianza en Mí que Soy todo para ustedes.

Han renunciado al mundo, pues bien, el mundo será nada para
ustedes si aman verdaderamente al Creador del mundo. Pídanme este
amor y les daré tanto que les resulte agradable toda lucha, toda renuncia.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s