Recuerda que Soy Yo, El Señor, Quien los unirá a todos bajo Mi Nombre y que a través de Mi Poder se cumplirán todos Mis deseos.

INICIO INDICE BUSQUEDA

SUS PECADOS SON NEGROS COMO EL CARBÓN2.08.1988
Roma

¿Jesús?

Yo Soy.

Yo, El Señor, tengo gran compasión y Mi Misericordia es incomparable. Mi Misericordia es grande e insondable. ¡Creación! Sus pecados son negros como el carbón y sin Mi Misericordia Infinita, Mi Justicia los hubiera llevado ya a una completa destrucción. Estoy ahora a sus puertas y entraré como un ladrón. Estén atentos a Mis Señales. Estén preparados.

Ora, Mi Vassula. Ora por aquellos que todavía Me resisten. Ora por los que Me ofenden y que oscurecen el mundo condenando a Mis ovejas que marchan por el camino recto. ¡Libéralos! Libéralos, regresándolos a Mí. ¡Ah, Vassula! Pequeña oveja, permanece junto a Mí, permanece escondida bajo Mi Manto, escondida en Mi Corazón. La Salvación vendrá de Mí. Permíteme utilizarte.

Sí, Señor.

4.08.1988
Roma

En la audiencia pública, en el momento en que el Papa estaba parado a mi lado, logré introducir un mensaje de Jesús en su faja. Se tomó una fotografía. He visto a Jesús cerca mio, mirándome continuamente con una amplia sonrisa

¿Jesús?

Yo Soy. Flor, no trates de comprender Mis Caminos. 1 Sé sencilla y acepta todo lo que viene de Mí. Yo, El Señor, te he conducido a Mi Casa. Te he llevado para que vieras y te encontraras con Mi muy bienamado siervo Juan Pablo II. Alma queridísima, tú Me obedeciste, confiaste en Mí, te fiaste de Mí. ¡Alégrate, alma! pues Yo, tu Dios, estoy lleno de alegría. La sencillez Me seduce, la obediencia hace latir Mi Sagrado Corazón, porque ésta es El Arma para combatir contra el maligno.

Señor, ¿Fue correcto poner Tu Mensaje en la faja del Papa?

Tú Me obedeciste. Que esto sirva de ejemplo de obediencia a otros. Por más difícil que pueda parecer la situación para ti, confía en Mí y obedece. Yo te ayudaré siempre, cuando vea que tú Me obedeces y que haces Mi Voluntad. No trates de comprender por qué te he pedido hacer eso por Mí. Recuerda que Soy Yo, El Señor, Quien los unirá a todos bajo Mi Nombre y que a través de Mi Poder se cumplirán todos Mis deseos.

Permite que Mi Dedo permanezca sobre ti, hija Mía, para utilizarte de esta manera. Permíteme que ponga Mi velo sobre ti, para alejarte del mal y de tu vanagloria por tantas gracias que derramo en ti. Yo, tu Dios, te amo y no te abandonaré jamás, aún en las situaciones más críticas. El Amor te inspirará.

La Sabiduría ama la vida. La Sabiduría lleva el nombre de Santidad y se concede a todos los que Me obedecen. Todas las instrucciones vienen de la Sabiduría. Confía en Mí y siembra las semillas de la Santidad. 2

La Paz esté contigo. Ven. Recuerda Mi Santa Presencia. Sonríeme.

El mismo día.

¿Señor?

Yo Soy. Bendita seas. Vigila que tu lámpara permanezca encendida, pues la lucha no ha terminado todavía. Deseo que todos aquellos que Me han reconocido como su Pastor, hagan conocer Mi Palabra, para que Ésta llegue a oídos de Pedro.

Satisfáceme, perseverando más que nunca. La lucha no ha terminado. Te he conducido a que te aproximaras a Pedro, de una manera humilde. Yo seré El Único y Absoluto que hará revivir Mi Iglesia. Todo será hecho por Mí. Haz que Mi Palabra sea tu lámpara, guiándote en este camino que Yo he trazado para ti. Que ella alumbre tu camino y no tropezarás. Yo dirigiré tus pasos y bendeciré cada uno de ellos. ¡Ven!

Traje algunos objetos sagrados para que los bendijera Jesús.

Prometida. Yo estoy totalmente Presente. Mi Paz sea contigo. Comprende que Yo estoy dispuesto siempre a bendecir y besar cualquier objeto sagrado que Me traigas. Acércalos a Mis Labios.

5.08.1988
Roma

¿Dios mío?

Yo Soy. Vassula, déjame aclararte esto. Tú Me has obedecido y llevado a cabo muchos de Mis deseos. Comprende, sin embargo, que no es tiempo de dormir. Estás participando en la Batalla conducida por tu Santa Madre. Yo te he designado a ti como Mi mensajera. Así que pelea el buen combate, combate el mal con amor, se consciente de las trampas del demonio. Ten cuidado de la falsedad. Estáte en guardia. Aceptaste Mi Mensaje por lo que verdaderamente es. Comprende su plenitud. Que viva para Mí el que está dispuesto a participar de Mis Obras. Esfuérzate en llevar a cabo tu misión glorificándome. Todo lo que haces no será en vano. Yo te haré sentir Mis Llagas en tus meditaciones.


1 Esto me hizo recordar a Abraham cuando Dios le pidió el sacrificio de su hijo único
2 Significa Sabiduría

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s